INVIAS

INVIAS
DESARROLLO

/BANNER

/BANNER

¿Cómo enfrentar la seguridad y salud en el trabajo en la nueva realidad?

 


La nueva realidad y en el contexto inmediato de la pandemia, hizo que la llegada de la cuarta revolución industrial se instalara de manera rápida en los negocios, las empresas, las personas y las familias.

De acuerdo con Claudia Marcela Tabares, docente del programa de Especialización en Gerencia Seguridad y Salud en el Trabajo de Areandina seccional Pereira, “la transformación digital en las empresas no fue de manera paulatina como venía sucediendo, sino que fue prácticamente instantánea. En aquellas empresas que, en su cotidianidad no tenían domicilios o ventas online, los trabajadores se centraban en instalaciones físicas, los espacios académicos eran principalmente presenciales, pasaron a ser virtuales y descubrieron que era posible confiar en el trabajador, que la tecnología permitiría cercanía sin presencialidad para generar nuevas opciones de negocio”.

Para la docente Tabares, a través de estos descubrimientos, se instauró el trabajo remoto, el home office, el teletrabajo y con esto la aparición de riesgos emergentes. “Las empresas y las personas no estaban preparadas, solo algunas empresas que venían trabajando con visión de transformación digital pudieron adaptar los ambientes, procesos de trabajo y gestión del riesgo; las demás empresas debieron adaptarse a medida que fueron apareciendo las manifestaciones de enfermedad y accidentes de trabajo”, explica la académica.

Uno de los aspectos que incrementó la materialización, se relaciona con los factores de riesgo psicosociales debido a la conjunción de roles en el mismo espacio físico (padres, hijos, empleados, individuos) desapareciendo los límites que eran evidentes en las anteriores estructuras de trabajo. De acuerdo con la docente Tabares, “la hiperconectividad, el sedentarismo, la falta de conocimiento, habilidades y destrezas en el manejo de tecnologías debido a las brechas generacionales, llevó a las organizaciones a repensar procesos de entrenamiento, selección, liderazgo, cultura organizacional, establecimiento de puestos trabajo, jornadas laborales, reconocimiento y recompensas”.

Y agrega, “los especialistas en seguridad y salud en el trabajo son parte esencial para hacer los análisis y acciones que ayuden a identificar, anticiparse y aprender las realidades de trabajo y que permitan hacer las transiciones con el menor impacto posible en la salud y seguridad de las personas y la productividad de las empresas”.

Finalmente, la docente Tabares apunta sobre la necesidad de que los profesionales y especialistas en seguridad y salud en el trabajo estén ubicados en ambientes volátiles, inciertos, complejos y ambiguos (VUCA por su denominación en inglés) de las empresas para permitir explorar las nuevas realidades en las que estas se mueven y así aportar desde la gestión del riesgo laboral a la sostenibilidad y la competitividad de las empresas. “Esto va más allá de la identificación de los peligros. A partir de este conocimiento, se diseñan e implementan estrategias que apalancan desde el reconocimiento, la inclusión, el respeto y la flexibilidad, los diferentes procesos productivos, estructuras de los puestos de trabajo, metas e indicadores de gestión.  Son los especialistas quienes pueden entender y hacer las conexiones necesarias entre los procesos productivos con las personas felices, sanas, saludables y altamente productivas que hacen posible la sostenibilidad y competitividad de las empresas”, concluye la experta Tabares.

Share on Google Plus

About RegioNETnoticias

0 comentarios:

Publicar un comentario