INVIAS

INVIAS
DESARROLLO

/BANNER

/BANNER

JUEVES DE SALUD / Intoxicaciones alimentarias: una enfermedad que se puede prevenir

 


Tras la intoxicación masiva ocurrida el fin de semana anterior en la ciudad de Pereira como consecuencia, al parecer, del consumo de empanadas, cuya causa se ha denominado por las autoridades de esa ciudad como una Enfermedad Transmitida por Alimentos (ETA), ha despertado las alarmas de las entidades y los profesionales de la salud en la región.

La intoxicación alimentaria, también llamada Enfermedad Transmitida por los Alimentos, ETA, es una enfermedad provocada por comer alimentos contaminados. Para algunos expertos de la salud, los organismos infecciosos o sus toxinas pueden contaminar los alimentos en cualquier momento del proceso o producción, razón por la cual, al ingerir alimentos en mal estado, las personas presenten síntomas como vómito, diarrea y dolores fuertes en el estómago.

De acuerdo con Jhon Jairo Ocampo Rincón, doctor y docente investigador del programa de Enfermería de Areandina seccional Pereira, “varias son las situaciones por las cuales se puede presentar una enfermedad trasmitida por alimentos, donde las personas sin importar su género o edad, puede presentar síntomas generales gastrointestinales como náuseas, vómito, diarrea, dolor abdominal y fiebre. Aunque en algunos casos se pueden presentar complicaciones severas que compromete varios sistemas del cuerpo humano, esta enfermedad puede causar la muerte”.

El conocimiento de estas situaciones, solo es una parte de la realidad que ocurre en todo el territorio, dado que, la identificación de los casos es dependiente de si la persona afectada desea consultar la gravedad de los síntomas o si el personal sanitario detecta, a través de la observación e investigación, la ocurrencia de varios casos con una fuente común.

Para el docente Ocampo, “la prevención y el autocuidado, siguen siendo las fórmulas exitosas para preservar la salud, máxime si dentro de la rutina diaria o como actividad familiar regular, está el compartir en espacio público alimentos que desconocemos desde todo punto de vista su manipulación higiénica de los alimentos en todas las etapas: preparación, cocción, recibo de alimentos, almacenamiento, distribución, exhibición y venta de los mismos”.

 

 

Y agrega: “la responsabilidad de la prevención en la ocurrencia de las intoxicaciones es compartida. En primer lugar, la persona que consume los alimentos, en segundo lugar, quien los expende y, en tercer lugar, la entidad de salud territorial que vigila, en la medida de sus posibilidades, el buen comportamiento de los manipuladores de alimentos”.

Para el académico Ocampo, algunos tipos de intoxicación alimentaria puede tener complicaciones graves, por lo que el experto recomienda:

ü Lavarse las manos antes de consumir cualquier tipo de alimento.

ü Evaluar las características del establecimiento o sitio de expendio del alimento

ü Evitar consumir las degustaciones. Es importante observar si la persona que suministra el alimento lo manipula adecuadamente y usa elementos de bioseguridad como guantes y tapabocas

ü Verificar que los alimentos en vitrina se encuentren en espacio limpio y protegidos durante la exhibición

ü Evitar el consumo de carnes sin cocción completa o leche cruda.

ü Incrementar el consumo de agua, frutas y verduras bien lavadas antes de consumirlas

ü Antes de consumir alimentos enlatados o envasados, limpiar muy bien la tapa o envase.

ü Verificar siempre la fecha de vencimiento y la integridad del empaque de todos los alimentos procesados. Si la fecha ya caducó y/o el empaque presenta abolladuras, embobamientos, perforación, hundimientos, entre otras, absténgase de consumirlos.

ü Si observa alteración en las características del producto, olor, color y/o sabor, abstenerse de consumirlo.

 

 

Share on Google Plus

About RegioNETnoticias

0 comentarios:

Publicar un comentario